“¡Quéjate o emigra!”

La Administración ni siquiera tiene dignidad con respecto a las bibliotecas ni menos aún con la cultura. El dinero lo rige todo y a todos según el pensamiento de políticos inoperantes, pero mientras ellos juegan con el futuro de generaciones desmotivadas, muchas bibliotecas tratan de salvar los muebles como pueden.

No al recorte en cultura
Ilustración alusiva a los recortes en cultura.
Fuente: El País, 27 de septiembre de 2012.

Las bibliotecas públicas de Aragón sobreviven gracias a las donaciones, pero a esta forma mísera de subsistir debemos sumar que las sedes de Zaragoza, Huesca y Teruel han comenzado a cerrar los sábados desde el mes de enero de este año, unido a que las veinticuatro bibliotecas municipales de Zaragoza llevan ya un año sin dinero para renovar fondos y sin personal suficiente para cubrir todas las necesidades, tanto que no se cubren las bajas ni las jubilaciones. [Ver al respecto los siguientes links:  Bibliotecas que sobreviven y Cultura contra los recortes].

Por su parte, la Fundación Germán Sánchez Ruipérez también se ha sumado al carro de la precariedad del servicio al desmantelar distintos servicios de biblioteca que ofrecía hasta entonces, como podría ser las Jornadas sobre bibliotecas Infantiles y Escolares, justo cuando iban a alcanzar su vigésima edición, además del cierre del Departamento de Análisis y Estudios de Peñaranda, con el consiguiente despido de cuatro trabajadores.

A la par, la Unión Territorial de la Federación Española de Asociaciones de Archiveros, Bibliotecarios, Arqueólogos, Museólogos y Documentalistas (Anabad-Cantabria), a través de su Junta Directiva, ha manifestado su rechazo ante el injustificable ERE que se va a realizar en la Biblioteca Central de Cantabria y el Archivo Histórico Provincial, que propiciará el recorte de veinte trabajadores de la plantilla, con la consiguiente reducción de horarios de apertura al público y, en el caso de la biblioteca, el cierre del centro los sábados por la tarde, domingos y festivos.

En Galicia, Anabad-Galicia ha denunciado igualmente que el recorte de la partida para adquisición de fondos bibliográficos asciende a un 57 %, llegándose a un punto en que la situación “es dramática, y les impide cumplir su función principal de atención a los usuarios”.

En un comunicado emitido al respecto, señalan lo siguiente:

Los profesionales reclamamos de la Xunta un esfuerzo de racionalización en materia de presupuestos para archivos y bibliotecas, centros rentables social y también económicamente, y que cese ya el desmantelamiento por la vía de los hechos que determina esta continuidad en la mengua presupuestaria”, concluye el comunicado. [Ver al respecto el siguiente link: Recortes en las bibliotecas y archivos de Galicia].

Y la sangría continúa…

Con este panorama desolador, les recomendamos que tomen más conciencia aún de esta situación leyendo el artículo de José Antonio Gómez Hernández titulado Adaptación y reacciones del sector bibliotecario a la crisis de presupuestos públicos para Cultura, donde podrá extraer datos interesantes sobre este tema.

Quéjate o emigra: no queda otra solución.

 

Anuncios

“Bibliotech” una nueva manera de entender las Bibliotecas

425559_gd

Hace unos días se ha dado a conocer que en San Antonio, Texas, se inagurará la primera Biblioteca sin libros de papel llamada Bibliotech.  Según Nelson Wolf, responsable e impulsor de este proyecto, “los libros de papel perdieron su encanto, y las generaciones futuras casi no lo usarán”. Considera que Bibliotech es un interesante proyecto porque abarata la posibilidad de acercar la lectura a las zonas periféricas de las ciudades donde no existen bibliotecas pero sí edificios que podrán ofrecer acceso a la cultura con este proyecto.

Las Bibliotech contarán con ordenadores donde los usuarios podrán consultar las obras literarias disponibles y luego podrán llevárselas  a casa  en un Ebook prestado.

Desde el siglo XIX que se crearon las primeras Bibliotecas Públicas estas han sufrido en las últimas décadas constantes transformaciones pero siguen justificándose ante la sociedad su razón y necesidad de ser y estar.

Fuente

Leer escuchando: Apps, webs y Bibliotecas Públicas

La tecnología continúa modificando nuestra manera de comunicarnos y nuestra manera de leer.  Y es que LEER ESCUCHANDO es posible gracias al fonolibro, libro hablado o audiobook, más conocido como Audiolibro. Son grabaciones habladas  de libros creados expresamente para ser difundidos en formato audible. Suelen estar en soportes digitales (CDs, DVDs…) o se pueden descargar directamente de Internet  para cualquier dispositivo: PC, móvil, reproductor mp3…  Algunos constituyen versiones dramatizadas del libro impreso, a veces con un grupo de actores, música, y efectos de sonido.

Imagen

Los audiolibros existen en Estados Unidos desde 1930 y se popularizaron en los años 80 con la llegada del casete. En Alemania y en Gran Bretaña continúan gozando de buena salud.

¿Qué ventajas tiene un audiolibro?

Una persona invidente o con limitaciones en la visión puede acceder al conocimiento de los libros, escuchando. O una persona con limitaciones físicas que le impidan sostener y leer un libro adecuadamente. También una persona que trabaja conduciendo puede escuchar novelas mientras trabaja. O alguien que pueda escuchar un reproductor mp3 trabajando y quiera disfrutar de un libro. Constituyen  un instrumento fácil de usar y podemos tener acceso a la literatura dónde y cuándo queramos.

En la actualidad los fondos de audiolibros son enormes y crecen cada día más, existiendo gran cantidad de títulos disponibles, de todos los temas y materias posibles:

Algunas páginas que recomendamos:

Audible.com

Audio Publisher Association

Albalearning

Leer escuchando

Apps para móviles

Libro Móvil

Booktrack: sonidos y libros

En algunas Bibliotecas Públicas de Tenerife también podemos encontrarlos y solicitar su préstamo domiciliario. La Biblioteca Municipal  Adrián Alemán de Armas de La Laguna dispone de gran fondo:  196 de género literario con obras de A. Chejov, F.  Dostoievsky, S. Zweig, Mariano José de Larra, Blasco Ibánez, etc.  14 de grandes viajeros  y 32 de cuentos infantiles.

Imagen

“Se cuentan historias porque el hombre está hecho de historias y contarlas en voz alta, escucharlas, se convierte en una forma privilegiada para sentirse parte de la colectividad”

Cecilia Vallorani

Paneles informativos en bibliotecas

Panel informativo Colegio CPEB "Aurelio Méndez"
Panel informativo del Colegio “Aurelio Méndez” con los Premios Principe de Asturias 2011
Fuente: Web del Centro Público de Educación Básica “Aurelio Méndez” (Asturias)

A pesar de que hoy en día la información que suministran las bibliotecas está canalizada cada vez más a través de Internet, lo cierto es que los tradicionales paneles informativos  siguen cumpliendo eficazmente su tarea de mantener informados a los usuarios de todos aquellos eventos generados tanto en la propia localidad como fuera de ella.

Estos paneles suelen componerse de dos tipos de informaciones:

  • Estática, es decir, aquella que se mantiene periódicamente sin variar sustancialmente.
    • Información relativa al horario normal del centro, teléfonos de interés y otros datos adicionales del mismo (correo electrónico, normas de comportamiento, etcétera).
    • Distribución de los fondos de la biblioteca.
    • Información sobre dónde colocar los libros consultados.
    • Tablas abreviadas de la Clasificación Decimal Universal.
    • Uso de los catálogos.
  • Dinámica, sometida a cambios en períodos de tiempo muy cortos:
    • Carteles relacionados con preferentemente culturales y de implicación social.
    • Actividades formativas.
    • Charlas, coloquios, etcétera.
    • Novedades de los distintos materiales que se vayan adquiriendo.

Con el fin de seguir cumpliendo su cometido, recomendamos que estos paneles estén colocados bien visibles junto a la puerta principal de entrada al edificio, si bien en aquellos inmuebles que sean más amplios se pueden localizar en su vestíbulo o en otra área acondicionada para este fin, pero próxima a dicha entrada, ya que con ello se consigue un primer contacto más directo de los usuarios al acceder al mismo y se evita las molestias que puedan generarles a los que ya se encuentren haciendo uso de las dependencias.

En ningún caso se debe confundir este tipo de paneles con otros distintos dispuestos principalmente en forma de flyers como pueden ser los de celebraciones de días conmemorativos, desarrollo de exposiciones temáticas, etcétera, porque están orientados a difundir información más amplia sobre temas concretos.

Desde Probit les animamos a continuar haciendo uso de dichos paneles y les invitamos a que nos remitan a nuestro correo electrónico una o varias fotografías de sus paneles informativos para crear un álbum.

Materiales multimedia en bibliotecas

CD_DVD
Ilustración alusiva al uso de materiales de audio y video en bibliotecas

Las bibliotecas se han visto sometidas a numerosos cambios en los últimos años, pero los más importantes se han centrado en la incorporación de la informática al mundo laboral y a los servicios que ofrecen a sus usuarios, sobre todo vinculada a Internet.

A ella debemos sumar la aparición de los nuevos soportes digitales, que han contribuido a difundir aún más los conocimientos generales, permitiendo de paso una adaptación real de las bibliotecas a los cambios tecnológicos imperantes.

Por tanto, se ha pasado de las cintas de vídeo en VHS, las transparencias y las diapositivas a los disquetes, los cds y dvds, sin olvidar el laserdisc y el blu-ray,  formatos que también se han visto sometidos a los cambios progresivos en su consumo y uso, provocando que lo que antes era novedad, ahora  se convierta en desfase tecnológico.

Desde Probit recomendamos que las bibliotecas se adapten a estos cambios, expurgando aquellos formatos que ya han quedado totalmente desfasados al desaparecer incluso los propios medios tecnológicos de reproducción, y que igualmente potencien el uso de los materiales multimedia vigentes tal y como lo hacen bibliotecas como las municipales de La Laguna y la de Santa Cruz de Tenerife.

Por último, les recomendamos los siguientes artículos:

– Lo que se puede hacer con el iPad (Clarín, 22 de septiembre de 2010), donde podrán analizar el rendimiento que se le puede sacar el iPad.

Los libros pierden su sitio en las bibliotecas (Las Provincias, 27 de enero de 2010), relativo a la “conquista” de los materiales multimedia en la Biblioteca Municipal de Valencia.

Regalar libros en Navidad (y más aún fuera de ella)

La Navidad es uno de los mayores negocios comerciales creados por el hombre. Mezcla de religiosidad y necesidades impuestas, constituye un punto de inflexión en el calendario que rige nuestras vidas.

Evidentemente, dicha fecha queda supeditada al acto de regalar y, más allá de toda la avaricia consumista que la rodea, uno de los mejores presentes que podemos hacer es un libro, dejando a un lado el actual enfrentamiento entre el formato tradicional de papel y el digital.

Ilustración alusiva al acto de regalar libros
Imagen alusiva al acto de regalar libros
Fuente: imagen reproducida del blog del IES Sierra de Mijas

Por este motivo, desde Probit les animamos a que visiten las librerías de sus municipios para que busquen entre sus estanterías y expositores aquella publicación con la cual sorprender a algún familiar o amigo.

Pero este acto de regalar no debe circunscribirse únicamente a dicho período, sino que las propias bibliotecas deben llevarlo a cabo una o varias veces al año motivado tanto por el expurgo de sus fondos bibliográficos como por distintos materiales duplicados, donaciones que no tiene cabida física ellas, etcétera.

Uno de los muchos centros actúan así es la Biblioteca Pública Municipal de San Joan d’Alacant (Valencia), que cumple dichos objetivos al no poder incorporarlos todos a su colección por diversas circunstancias, hasta el punto que ha enviado algunos a distintas ONGs para darles una segunda vida, si bien en otros casos también los regala a sus usuarios.

De una u otra manera, los libros continuarán su ciclo vital, sea o no Navidad.