I Charla sobre Lectura Fácil en Canarias

I Charla de Lectura Fácil en Canarias
I Charla de Lectura Fácil en Canarias

   Sinpromi S.L. organiza la I Charla sobre Lectura Fácil en Canarias dirigida a profesionales de Bibliotecas. Este encuentro tendrá lugar en la Biblioteca de TEA Tenerife el día 15 de Mayo. Nuestro objetivo es dar a conocer la lectura fácil en la red bibliotecaria canaria, como eje principal de la inclusión social a través de la lectura.

   La lectura fácil es un formato de texto que se caracteriza por ser fácil de comprender y está destinado a personas con dificultades lectoras (el 30% de la población). En la charla informativa trataremos el origen y objetivos de la lectura fácil, cómo se hace y qué beneficios aporta a los usuarios e instituciones. Explicaremos cuáles son las acciones de la Biblioteca de Sinpromi en materia de lectura fácil, entre ellas la adaptación de noticias y textos literarios, la realización de clubs de lectura fácil y el préstamo de materiales adaptados. Además, presentaremos el libro “Hoichi: cuento japonés de fantasmas en lectura fácil“, primera adaptación literaria escrita a en nuestra comunidad autónoma y editada por Sinpromi. Se entregará un ejemplar del libro a los asistentes.

   El aforo es limitado y la inscripción estará abierta hasta el 7 de mayo de 2014. 

Enlace al formulario de inscripción

Más información en  biblioteca.sinpromi@tenerife.es

Anuncios

Bibliotecas de centros penitenciarios

Existen, aunque no lo creamos.

Son las bibliotecas de los centros penitenciarios, consideradas como bibliotecas especiales.

En 2011 el Observatorio de la Lectura y el Libro publicó un informe donde quedaba patente que ni el responsable de la biblioteca del centro penitenciario ni sus usuarios disponían de acceso a Internet, si bien había centros que se salían de esa norma, como el de Santa Cruz de La Palma (Canarias) y A Lama (Pontevedra).

Libros en cárceles de Brasil
Detalle de un preso de una cárcel de Brasil leyendo un libro
Fuente: pijamasurf.com

En el caso gallego, los presos han roto a través de El Blog de la Cárcel esa barrera que los separa tradicionalmente del mundo que los condenó y tratan de continuar su vida dentro del mal llamado proceso de “reeducación penitenciario” haciendo uso de la informática para sentirse más útiles y poder seguir conectado a la realidad que les rodea.

Al respecto de esta situación deficitaria, David Bellota expuso muy bien que en las cárceles españolas no hay ningún tipo de problema para acceder a las drogas, tabaco de contrabando y móviles de última generación, pero luego se limita el acceso a un recurso básico como es Internet, a pesar de que su uso debe estar tutorizado.

Internet no es solo uno de las muchas deficiencias por las que pasan estos centros, sino que carecen también de programas de animación a la lectura, talleres de comprensión oral y escrita, y el recurso más básico: los libros.

En este sentido, y continuando con los proyectos solidarios, en abril de 2011, coincidiendo precisamente con la celebración del Día Internacional del Libro, el BBVA organizó una campaña de recogida de libros bajo el lema ‘Este Sant Jordi, rosas y libros en la prisión’, hasta el punto de convertirse en la primera de este tipo en el ámbito de las obras sociales de bancos y cajas de ahorros, producto del convenio de colaboración firmado entre dicha entidad y la Conselleria de Justicia de la Generalitat Catalunya para fomentar la cultura entre la población reclusa.

Con estas mínimas referencias, Probit da los primeros pasos para ampliar posteriormente la información con otras experiencias en el ámbito carcelario, incluidas las llevas a cabo en el archipiélago canario, pero no quiere dejar pasar la ocasión para que reflexionen sobre este tema, teniendo en cuenta igualmente las siguientes pautas básicas que deben reunir cualquier biblioteca ubicada en estos centros: Bibliotecas de prisiones.

Las bibliotecas de hospital: el lugar donde se curan las palabras

Hospital Universitario Guadalajara
Fuente: imagen reproducida de la Web del Hospital Universitario de Guadalajara

Quizás porque la primera imagen que se nos viene a la mente cuando alguien pronuncia su nombre es la del sabor amargo de la enfermedad y la muerte, los hospitales se nos presentan como lugares de tránsito donde estamos a merced del tiempo y de la evolución de la enfermedad por la que estamos allí.

Pero estos inmuebles ofrecen otra serie de servicios que tratan de hacer más llevadera la estancia de los pacientes con el fin de no privarles de determinados servicios considerados como esenciales.

Uno de ellos son las denominadas bibliotecas de hospital, convertidas en bibliotecas especiales cuya misión es cubrir temporalmente ese vínculo entre el enfermo y la sociedad, y a las cuales podemos contribuir con donaciones de libros para ayudarles a cumplir su cometido.

Seguramente, la mayoría de nosotros no sabemos en qué consisten estas bibliotecas y cómo funcionan realmente. Por este motivo, desde Probit les recomendamos los siguientes artículos  para ampliar la información relativa a este tema, planteándonos una vez más que hay muchas formas y fórmulas para cooperar con la sociedad con el fin de hacer llegar la cultura hasta el rincón más insospechado:

Las bibliotecas de hospitales, por Pepa Salavert.

Bibliotecas para pacientes, vinculado a la Web @bsysnet.com

De igual modo, destacamos la labor realizada en el Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín, en el cual se están llevando a cabo distintas actividades culturales vinculadas a la Navidad, entre las cuales está el Concurso de Tarjetas de Navidad organizado precisamente por la Biblioteca de Pacientes desde 1999. Les remitimos al siguiente enlace para ampliar la noticia:

El Hospital de Gran Canaria Dr. Negrín inaugura su Belén